LO QUE NO SABÍAS DEL CLÁSICO TAPATÍO

10/09/19


demo-image

Por: Horacio Marentes


Los dos equipos viven realidades totalmente opuestas, pues mientras las Chivas son uno de los más ganadores de México el Atlas tiene 68 años sin ser campeón.
Sin embargo, no importa el momento en el que estén, siempre que se enfrentan se espera un emotivo, apasionante y reñido encuentro en el que los dos clubes busquen demostrar quién es el mejor de la región. A continuación, te presentamos algunas curiosidades del partido Clásico Tapatío.

INICIOS
Al Atlas lo fundaron jóvenes provenientes de familias acaudaladas
La rivalidad entre los dos equipos surgió desde la fundación del Atlas en agosto de 1916, diez años después de que se fundaron las Chivas.
El surgimiento de otro equipo en la ciudad no fue del agrado del Rebaño, por lo que desde el principio vieron con malos ojos al rival de la ciudad.
Dicho sentimiento de rivalidad se enardeció en los primeros años, por representar una “lucha de clases” pues mientras los rojiblancos representaban a la clase media trabajadora, los rojinegros eran seguidos por la clase alta.
Lo anterior porque los fundadores del Atlas eran estudiantes provenientes de familias acaudaladas que aprendieron a jugar futbol durante sus viajes al Reino Unido.


EL PRIMER CLÁSICO TAPATÍO
El primer encuentro entre estos dos equipos del cual se tiene registro fue un amistoso un mes después de la fundación del Atlas. Se disputó en el que sería el primer estadio del Atlas, un terreno ubicado a un costado del antiguo Country Club de Guadalajara.
Debido a un enfrentamiento entre ambos equipos y familiares de los jugadores, el encuentro no finalizó ya que no hubo manera de garantizar la seguridad de los asistentes.
En cuanto al primer Clásico Tapatío en un torneo, fue 1917 en el Torneo Primavera, donde los Zorros se impusieron 2-1. Fue hasta 1943 que se enfrentaron por primera vez en la época profesional y las Chivas se impusieron 7-3.


GRANDES GOLEADAS
La mayor goleada de la que se tiene registro efectivo fue en la temporada 1932-33, todavía en la época amateur, y en el cual Chivas se impusieron 8-1.
Hay indicios, por parte del Atlas, de que alguna vez los rojinegros golearon 18-0 al Rebaño, pero hasta la fecha no se ha encontrado evidencia fidedigna que pueda comprobar dicho resultado.


LIGUILLA
Los dos equipos se han enfrentado en cuatro ocasiones en Liguilla. La primera vez fue en semifinales del verano 2000, cuando el Atlas tenía por técnico a Ricardo La Volpe y las Chivas a Ricardo Ferretti. Después del empate a dos en el global, avanzaron los rojiblancos por su posición en la tabla.
La segunda vez que se enfrentaron fue en cuartos de final del Apertura 2004, misma en la que ganó el Atlas con marcador 4-3. La tercera Liguilla que protagonizaron fue en el Clausura 2015, cuando Chivas ganó 4-1 con una extraordinaria actuación de Marco Fabián.
Por último, se vieron las caras en aquel histórico Clausura 2017, bajo el mando de Matías Almeyda. El Atlas ganó en la ida, pero en el juego de vuelta Orbelín Pineda empató el global y avanzó el Rebaño por su posición en la tabla.


MALDICIÓN DEL ATLAS
Los rojinegros tienen solamente un título de Liga, el cual obtuvieron en la temporada 50-51 y fue ante las Chivas que ganaron el partido para poder coronarse.
Muchos acusaron que fue un encuentro tendencioso, ya que marcaron un penal dudoso a favor del Atlas. De acuerdo con “la leyenda”, el arquero del Rebaño, Jaime ‘Tubo’ Gómez, estaba tan molesto que mandó una maldición al rival: “Festejen que no van a volver a ser campeones en 50 años. Es más, antes de que me muera no vuelven a coronarse”.
Gómez falleció en 2008 y a la fecha Atlas sigue sin ser campeón.


‘TUBO’ GÓMEZ
Y hablando del arquero del Rebaño, ‘Tubo’ Gómez protagonizó uno de los momentos más icónicos del Clásico Tapatío, pues en alguna ocasión, en la temporada 1954-55, se sentó a leer una historieta en pleno partido.
Lo anterior porque el marcador era favorable a su equipo que ganaba 5-0 y como “el Atlas no llegaba”, de acuerdo con el propio arquero, se sintió con el tiempo de hacerlo. Esta situación todavía cala a los aficionados atlistas.


LA 51 Y SU INVASIÓN A LA CANCHA
El grupo de aficionados más radicales de los rojinegros recibe el nombre de La 51 y en más de una ocasión estuvo en el ojo del huracán por su comportamiento violento.
La más destacada fue en el Clásico Tapatío del Clausura 2015, cuando un grupo de aficionados invadieron la cancha del Estadio Jalisco y causaron destrozos en el inmueble. La directiva vetó a la barra por tiempo indefinido, pero dicha sanción duró poco tiempo.
Fue precisamente en su tercer enfrentamiento en Liguilla cuando ocurrió la invasión, cuando el Rebaño goleó 4-1 en el duelo de vuelta.


Horacio Marentes
Fórmula + Sábados 11:00 am

REGRESAR